Entrevista a Gert Voor in´t Holt

 

¿Cuál fue tu primer contacto con la fotografía?

Debía de tener unos 15 o 16 años cuando compré una Asahi Pentax K1000 con el dinero que había ganado con un trabajo en verano.

En la misma época un amigo montó un laboratorio en casa y empezamos a revelar y positivar en blanco y negro.

¿Cuál fue la primera fotografía que te impactó?

No me acuerdo exactamente pero seguro que sería alguna foto publicada en la prensa.

Si pudieses, ¿Qué fotografía comprarías para tener en tu casa?

Hay varias opciones, me gusta una foto de Axel Hutte de un paisaje polar, otra de Gonzalo Puch, de una especie de globo terráqueo deforme que aplasta a una persona.

La tercera candidata sería una de Michael Ruetz, un paisaje oscuro con tormenta.

¿Qué recuerdo guardas de tu experiencia en Viphoto?

Muy positiva. Participé en la primera edición que se celebró en el palacio Europa. Hubo buen feeling con la gente de los stands a mi alrededor. Bastante público.

 ¿Vendiste? ¿Cuáles eran los precios de tus obras?

Vendí 2 fotografías. Suficiente para cubrir gastos.

Tenía fotos a partir de 150 € hasta 1.250 € para una pieza grande.

 Una razón para participar de nuevo

Tendría que tener un trabajo nuevo, que no ha sido expuesto en Vitoria.

 Un aspecto que mejorarías para próximas ferias.

En el ultimo Viphoto en la Sala Amárica hubo en mi opinión demasiados participantes para el espacio disponible. Corregiría ese aspecto.

 ¿Qué obra te llamó la atención en la pasada edición?

Los dípticos de Miguel Herrera.